Comunidades oaxaqueñas celebran lanzamiento de ruta turística en Reserva de la Biosfera Tehuacán-Cuicatlán

Redacción / Inversión Turística

La Alianza para el Financiamiento del Patrimonio Cultural (CHiFA, por sus siglas en inglés) anunció el lanzamiento de su primera iniciativa para demostrar el importante rol del patrimonio en la regeneración de la comunidad. El proyecto tiene su sede en la Reserva de la Biosfera Tehuacán-Cuicatlán, un sitio del Patrimonio Mundial designado en 2018. La etapa inicial de la financiación, un estudio de factibilidad y un plan para una ruta turística regional, ha sido apoyada por una subvención de la Fundación American Express.

Bonnie Burnham, presidenta de Alianza para el Financiamiento del Patrimonio Cultural, dijo: “La misión de CHiFA es forjar soluciones económicamente sostenibles para la conservación, preservación y regeneración de sitios culturales como punto focal del desarrollo local. Este proyecto será un modelo para conservar y administrar sitios patrimoniales que tienen un fuerte potencial turístico, pero son sensibles y requieren cuidado y atención especiales”.

La subvención apoya la creación de una puerta de entrada al área y un Centro de Visitantes que ofrecerá excursiones y ayudará a orientar a los visitantes a descubrir y explorar los recursos culturales y naturales, así como brindar un nuevo sustento para las comunidades que viven allí.

Jorge Guevara, Vicepresidente de Asuntos Corporativos y Comunicación para México, Latinoamérica y el Caribe de American Express, comentó que “En American Express estamos muy comprometidos en promover comunidades más resilientes y equitativas. Este gran proyecto que tiene como centro la Cueva de las Manitas, un bien cultural milenario, además de llevar el sustento a los mixtecos y comunidades vecinas, también permitirá mostrar nuevas joyas mexicanas a más personas”.

El proyecto se lleva a cabo en alianza con la Fundación Reserva Biosfera Tehuacán-Cuicatlán, una organización que ha trabajado con las comunidades de la reserva de la biosfera durante décadas, desarrollando programas de agricultura sostenible y concientización pública en Oaxaca y en todo el valle. Juan José Carrasco quien lideró el estudio para la fundación afirmó …. [“estas comunidades siempre se han mantenido a sí mismas a través de la agricultura, pero cada vez es más difícil ganarse la vida, estresando a los jóvenes. Siempre han estado interesados en desarrollar el turismo y alentar a los visitantes. Es muy útil tener socios internacionales que nos ayuden a promover esta idea…”].

La primera fase del proyecto, que ha sido completada, consistió en identificar sitios a lo largo de la región para crear una ruta de visitantes con paradas en comunidades a lo largo de la Reserva. Los sitios clave incluyen la Cueva de las Manitas, el Santuario de la Guacamaya (Guacamayo Verde), la Fortaleza precolombina en Quiotepec, una hacienda colonial y un ingenio azucarero, antiguas estaciones de tren, arquitectura vernácula y vistas panorámicas del bosque de cactus gigantes y hábitats de plantas suculentas.

El Río Grande es el hilo conductor de la ruta. Los estudios de campo han identificado itinerarios de uno, dos y tres días que parten de Oaxaca, Puebla, Ciudad de México o Veracruz. Un plan de negocios preparado por el experto en turismo Irving Mayett Muciño ha propuesto la creación de instalaciones de “glamping” operadas por comunidades locales, así como un centro de visitantes como centro de exploración en la región.

Esta iniciativa traerá a más de 12 mil visitantes después del primer año para participar en sus viajes, brindando beneficios directos e indirectos a las 15 mil personas que viven dentro de la Reserva y creará alrededor de más de 120 empleos permanentes y temporales en el primer año de operación del Centro de Visitas. También establecerá la cohesión entre las comunidades a través de la creación de comisiones culturales locales y contribuirá al rescate y protección del patrimonio de la región.

Nelly Robles, Directora del Proyecto Conjunto Monumental de Atzompa, mencionó que “Esta es una beca pionera. Es la primera vez en México que contamos con financiamiento para estudios y desarrollo de un Patrimonio de la Humanidad. Este estudio de factibilidad ha sido crucial para desarrollar un programa que pueda beneficiar a todas las comunidades, grandes y pequeñas, en toda el área. Nuestras reuniones han sido muy estimulantes. Algunas comunidades ya tienen beneficios del turismo. Otros no sabían lo que tenían. Esto traerá nueva vida a toda la zona”.

También te puede interesar

Deja un comentario