Descubre memorables destinos en Perú

Redacción / Inversión Turística

De acuerdo con Perú.Travel, Perú posee muchos tesoros naturales e increíbles vestigios de otras culturas que han marcado su historia y que sorprenden a todo aquel que los visita.

Asimismo, ofrece alternativas para aquellos que quieran recorrer este país más allá de los circuitos tradicionales.

Loreto – hogar del Río Amazonas

Loreto es la región más grande de Perú y se encuentra ubicada en el oriente de la Amazonía Peruana. Es el lugar perfecto para conectar con la naturaleza, cada rincón de esta región posee una magia que maravilla a todo el que lo visite. Imagina poder apreciar distintas especies de flora y fauna en su hábitat natural, descubriendo su belleza a través de un enfoque amigable y sin perturbar a la pachamama.

Aquí se encuentran las reservas nacionales más importantes de Perú, por ejemplo, la Reserva Nacional Pacaya Samiria, la segunda área natural protegida más grande del país, el Amazon Forever Biopark que alberga al Centro de Rescate Amazónico (CREA) que protege a manatíes y delfines rosados, bellos animales que habitan el sorprendente ecosistema amazónico y la isla de los monos, constituyendo los atractivos que ningún viajero puede perderse.

Además, otra experiencia que sin lugar a duda enriquecerá el viaje, es la de compartir con las comunidades nativas tales como el poblado del Padre Cocha, los Bora de San Andrés y los Yaguas, que se caracterizan por recibir con una sonrisa a los visitantes para mostrarles un poco más de su cultura y hacerlos parte de ella al participar en las representaciones de sus rituales.

Si estás dispuesto a comenzar la travesía por esta maravillosa región, a la cual solo se llega por vía aérea o fluvial, no te pierdas la experiencia de surcar el Río Amazonas en cruceros de lujo, ideales para lunas de miel, viajes en pareja, entre amigos de todas las edades edad y para familias.

Iquitos es la selva peruana en su máximo esplendor. En este destino mágico también se puede encontrar alojamientos (lodges) y disfrutar de una serie de experiencias en la selva, como alojarse en bungalows construidos en árboles. La magia de la selva se vuelve aún más intensa cuando sus paseos nocturnos requieren linternas para espiar a la fauna que se asoma para darte la bienvenida. El cielo estrellado se refleja en su superficie oscura. También es maravilloso oír continuamente el coro lírico de diversos sonidos, que, sin duda, son la voz de la Madre Naturaleza. Una experiencia única que no te puedes perder.

Áncash – el paraíso entre dos cordilleras

Esta región ubicada al norte de Lima entre las cordilleras Blanca y Negra se posiciona como la puerta a los Andes peruanos y posee una milenaria historia. Áncash es el paraíso perfecto para aquellos que aman el andinismo y el trekking, el Callejón de Huaylas, es un estrecho valle interandino que despliega su imponente belleza a lo largo de 180 km, entre las Cordilleras Blanca y Negra que sorprenderá a los turistas con vistas repletas de lagunas, así como de la flora y fauna andina.

En este lugar, se puede disfrutar de aguas termales, del Cañón del Pato, en donde se puede admirar ambas cordilleras casi encontrándose, y de Chavín de Huantar, sitio arqueológico donde se puede apreciar las famosas cabezas clavas de la cultura preinca Chavín.

La belleza de Áncash radica en su privilegiada ubicación, la cual permite tener diversos ecosistemas. Al contar con salida al mar, este destino posee playas hermosas ubicadas en las provincias Casma o Chimbote, pero al mismo tiempo ofrece cielos turquesas con tintes blanquecinos gracias a la nieve que envuelve sus altas montañas.

El Parque Nacional Huascarán, declarado Patrimonio Natural de la Humanidad, es un paraíso rodeado de imponentes glaciares que bañan la cordillera y hogar de lagunas de color azul turquesa.

Arequipa – tierra volcánica

Arequipa es una región que lo tiene todo, historia, cultura, arte, gastronomía, paisajes increíbles, entre otras bondades, que dan como resultado la combinación perfecta entre naturaleza y la modernidad de una ciudad repleta de tradiciones.

El imponente Cañón del Colca, con sus 4,160 metros, es considerado como el cuarto más profundo del mundo y es el escenario perfecto para la práctica de trekking o ciclismo de montaña, posee un mirador, desde el cual se puede ser testigo del vuelo del increíble cóndor andino, considerada una de las aves más grande del mundo, ya que pueden llegar a pesar hasta 15 kilogramos y medir 3 metros de ancho con sus alas extendidas. Para cerrar la experiencia con broche de oro y relajar el cuerpo y la mente, otra de las actividades que puedes realizar en el Colca es un merecido chapuzón en las aguas termales que alberga.

Un atractivo imperdible en la región es la Ruta del Sillar, circuito turístico creado para que los viajeros puedan conocer el por qué se le conoce a Arequipa como “La Ciudad Blanca”. En este recorrido las personas serán testigos de todo el proceso de extracción y labrado al detalle que se realiza con este mineral color blanquecino, el cual es un sedimento de origen volcánico constituido por cenizas y lapilli (pequeños fragmentos de lava expulsados durante las erupciones volcánicas). El empleo de este material se remonta a la época preinca y perduró en el tiempo gracias a su ligereza, suavidad y plasticidad.

También te puede interesar

Deja un comentario