Esta Nochebuena, visita al Santo Niño de Atocha sin salir de casa

Redacción / Inversión Turística

En el Templo de Plateros, en Zacatecas, se encuentra el Santo Niño de Atocha, una de las imágenes más veneradas de México, pues se trata del tercer templo más visitado del país. Cada año, en Nochebuena, esta iglesia y sus alrededores se llenan de fiesta y algarabía al celebrar a este pequeño niño.

Esta ocasión el festejo se realizará de forma diferente debido a la contingencia sanitaria por Covid-19, sin embargo, se llevará a cabo un operativo especial para recibir a los fieles que deseen acudir y se transmitirán en vivo las actividades para evitar aglomeraciones.

Este 24 de diciembre, a partir de las 22:00 horas, se transmitirá, a través del Facebook Santuario del Santo Niño de Atocha, la tradicional Misa de Nochebuena. Asimismo, el domingo 25 se realizarán diferentes actividades que también serán transmitidas.

Cabe mencionar que se permitirá el acceso a los peregrinos que visiten el Santuario siguiendo las recomendaciones de los organismos de salud pública: instalación de filtros sanitarios, uso obligatorio de mascarilla y procuración de la distancia de seguridad entre las personas. La Misa Solemne se celebrará en un foro al aire libre, el atrio del Santuario. De manera simultánea, en la Posada del Peregrino se proyectará la transmisión de la celebración con la finalidad de evitar una saturación en el atrio.

El Santuario de Plateros es el tercer templo más visitado del país, solo superado por la Basílica de Guadalupe y San Juan de los Lagos; se calcula que anualmente acuden más de dos millones de fieles.

Fue construido hace más de 200 años, periodo en el que ha acumulado miles de peticiones y milagros que se registran en las paredes del patio y varias salas al interior, que se encuentran cubiertas de exvotos en los que se leen breves testimonios de fe. Se muestran también objetos como fotografías, cartas, ropa, y hasta mechones de cabello en agradecimiento al Santo Niño de Plateros.

Originalmente, este templo estaba dedicado al Santo Cristo de Plateros, al que acompañaba una imagen de Nuestra Señora y su Niño Divino, esta última se convirtió en objeto de enorme devoción, por lo que hoy es conocido como el Santuario del Santo Niño de Atocha.

Este recinto es uno de los 60 sitios declarados Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO que forman parte del Camino Real de Tierra Adentro.

También te puede interesar

Deja un comentario